lunes, 18 de abril de 2011

Gaming sin my Suegra: XIV Kedada BSK-Dreadnought

Aprovechando mi estancia en Castellón y tal como hice el verano pasado, hoy me he acercado hasta el Hotel Zenith en Valencia, de nuevo en la sala del sótano (esta vez con azafata incluida), para desquitarme un poco de la sequía lúdica que impera en mi vida ultimamente, además de re-encontrarme con jugones de la zona  (aunque has faltado tu, ya sabes quien) para tener algunas buenas conversaciones y jugar algún prototipo, que siempre se agradece...

Así pues, hemos empezado la mañana con algo ligerito..., jugando al  Merchants & Marauders (spanish version by Punisher) que nos ha mantenido a mi y a otros tres bucaneros entretenidos hasta la hora de comer... y no llevabamos ni un misero punto de "Glory"... Personalmente, no me he enterado muy bien de que iba la película, porque es un juego con muchisimas posibilidades y una ambientacion tan cuidada que tiene un montón de detalles atener en cuenta, aunque quien conozca mis gustos lúdicos, ya sabrá que no soy un apasionado de este tipo de juegos, aunque mis compañeros de mesa han asegurado que lo comprarán. Yo os aseguro que no y ojo, que no estoy diciendo que sea un mal juego (pero para el que le gusten)

Tras unos reencuentros con conversaciones incluidas, nos hemos ido a China (la calle de detrás del hotel) a comer, en el que parecía ser el único bar de la calle en el que daban comida española (o al menos asi rezaba un cartel en la puerta) y entre bocatas y bravas me ha sorprendido gratamente conocer a gente que ha jugado al Banjooli Xeet (sin conocerme de antemano) y además les ha gustado, además de seguir  hasta el café con conversaciones sobre juegos, de esas que tanto nos gusta tener cuando nos juntamos unos cuantos jugones (que no frikis)

Durante la comida me ha surgido la siguiente pregunta... ¿deberia modernizar el Banjooli?

Tras la comida, vuelta al zulo, esta vez para jugar a un prototipo de Marc (Zax) y que teníamos pendiente desde la anterior kedada, en este caso ha sido un Paranoia Party, un juego de rapidez mental, percepción y toques de party game bastante frenético, y eso que desgraciadamente solo he podido jugar a dos personas), ya que se juega simultaneamente y sin turnos. Me ha recordado bastante a la linea de juegos que está sacando Asmodeé ultimamente, pero con la diferencia que que este lo tienes en P&P en la página de su autor. Además en su página también podréis encontrar información sobre los proyectos educativos mediante juegos de mesa que esta realizando Marc, usando tanto sus juegos como juegos comerciales. Muy recomendable.

No se si antes o después de la partida a Paranoia, pero he jugado a un juego por el que sentía cierta curiosidad desde hace tiempo, pero que tanto su tamaño unos 60 cm de diámetro de madera no plegable, como su precio, mas allá de los 100€, me han echado para atrás para adquirirlo... No hablo de otro que el Crokinole, un juego de destreza y habilidad, que posiblemente haya sido el mas jugado en toda la jornada, ya que una partida no dura mas de 5 minutos. Que pena que sea tan grande y tan caro...


Tras el Crokinole, una partida a otro prototipo que le tenia ganas y que pese a haber coincidido con su autor y vivir en la misma ciudad, ha sido la representación de la AMB con los que he jugado mi primera partida, no os hablo de otro que Politburó (artscow version). Ha sido una partida a cinco jugadores, cada uno con dos candidatos (cuando lo normal son 3), llena de puteo y puñaladas traperas, que es una  de las características principales del juego y en la que al final he resultado ganador al no dejar a ningún candidato vivo, salvo el mio. Una pena que hayamos interpretado mal una regla ya que ha conllevado que el juego se paralizase en algún momento para algún jugador, pero en cualquier caso, un buen juego de puteo e intrigas políticas, quizá descompensado en algunas cartas, pero que divierte, que ya es mucho.
Después de esto y un pequeño descanso para normalizar los niveles de nicotina, vuelta al sótano lúdico para estrenar La Isla Prohibida, juego que forma parte de mis propositos ludicosuegriles para el 2011, por lo que he esperado a que estuviese preparada la versión en castellano... Si alguna vez has leído que este juego es un Pandemic "light", es la mejor definición que se puede hacer de el, ya que es eso, ni mas ni menos que una versión simplificada y con el tiempo reducido a unos 30 minutos, pero que recuerda demasiado a su hermano mayor, sin embargo, me parece un bonito juego con el que jugar con no jugones y suegras varias de manera cooperativa, ya os contaré. 

Tras la partida al Pand... Isla Prohibida, hemos jugado una mano a Mistery Rummy "Jack el destripador", y he de decir que cuanto mas lo juego, mas me gusta... y mas aún si gano, como ha sido el caso, sacando la carta de "El destripador escapa", que pena que no lo pueda jugar mas a menudo, porque es un muy buen juego.
Si FFG hubiera publicado MR "Jack el Destripador", no seria un juego de cartas

Y después poco tiempo para más, el sorteo, en el que como de costumbre no he sido agraciado y salir pitando hacia el tren..., para cogerlo una hora mas tarde, ya que de nuevo he encontrado un buen momento para tener otra bonita conversación...

Desde aquí dar las gracias de nuevo a la gente que ha hecho esto posible y si hay una XV Kedada, espero poder estar ahí.

4 comentarios:

  1. Nos lo pasamos bien. La pena fue que me tuviera que ir tan pronto (y que ese sitio es un poco pequeño). Buena reseña, como siempre!

    ResponderEliminar
  2. Maldito tovarich.... Me asesinastes vilmente cuando ya era mía la partida de politburo

    Un placer jugar contigo

    ResponderEliminar
  3. ¡Qué pena no haber podido ir este año! Y veo que has tenido la suerte de poder jugar varios prototipos (como pasó el año pasado).

    Saludos ;)

    ResponderEliminar
  4. El Mystery Rummy tengo ganas de probarlo. Lo tengo en la estantería desde hace unas semanas pero no veo ocasión. A ver si me siento con las reglas de una vez. ¿Son tan enrevesadas como dicen?

    ResponderEliminar